Encienda Su Vida! Apague El Piloto Automatico

Autor:

BAREZ - BROWN, CHRIS

(4) opiniones

Dado que tenemos tendencia a vivir a base de hábitos, con rutinas integradas, la mayoría de lo que hacemos son cosas que ya hemos hecho. Así, el piloto automático se convierte en el modo de existencia por defecto. Si fuésemos jugadores de tenis, estaría muy bien, pero la mayoría de nosotros no nos pasamos la vida en una pista de tenis; la vida es más compleja que eso. Por tanto, tenemos que mejorar el equilibrio entre los sistemas de nuestro cerebro. Resulta imposible cuantifi car cuál sería el equilibrio perfecto o las capacidades de la mente consciente para tomar las riendas de más actividades. No obstante, la mayoría de nosotros sabemos por instinto que si conseguimos estar un poco más despiertos y liberarnos del piloto automático cada día, viviremos de manera muy distinta. Autor Chris Baréz-Brown empezó su carrera en el ejército, pero le dio un giro de 180 grados para dedicarse a la gestión de marcas y, más adelante, a estudiar la innovación y el desarrollo del liderazgo. Fundó una consultoría de liderazgo creativo para desbloquear la genialidad creativa innata de las personas. Entre sus clientes figuran Nike, Unilever, Britvic, Diageo, The Guardian, Mediacom e ITV. Chris también a ayudado a las adolescentes a escapar del ciclo de pobreza en África. Es cofundador de Street Wisdom, una empresa social que analiza la idea de que los entornos urbanos están llenos de sabiduría y respuestas que las personas pueden aprender a sintonizar. Sus pasiones son la tutoría y la enseñanza. Vive en Dorset, con su esposa, hijos y perros, así como una selección de tablas de paddle y guitarras.

Agotado

Detalles del libro

Autor:

BAREZ - BROWN, CHRIS

Editorial:

Blume

Año de Edición:

2018

N° de Páginas:

304

Encuadernación:

Rústica

Medida:

20x14 cm

ISBN:

9788416965069

Código Interno:

273116506

Shopping cart

Sign in

No account yet?

70 años

Librerías La Familia

Lorem fistrum por la gloria de mi madre esse jarl aliqua llevame al sircoo.